Vie. Feb 3rd, 2023

Suma y sigue. Agentes del Cuerpo Nacional de Policía han detenido a un joven argelino tres veces en tres días por un delito de daños, amenazas y quebrantamiento de medidas cautelares. El arrestado, acumula un total de 27 antecedentes policiales y está catalogado como una persona muy peligrosa y se encuentra en situación irregular en el país. A pesar de todo ello, sigue libre, campando a sus anchas y delinquiendo. Las últimas detenciones se practicaron los días 19, 20 y 21 de enero consecutivamente.

De hecho, en su último paso por los calabozos de la Jefatura Superior de Policía, el argelino lució una pulsera de un conocido gimnasio donde está cursando clases de MMA (artes marciales mixtas) pagadas por el Govern balear con el propósito de conseguir la residencia en España lo antes posible. El último arresto está relacionado con un presunto delito de amenazas, reclamación policial y quebrantamiento producido en la barriada de Son Gotleu de Palma. La Policía Nacional detuvo a tres argelinos de 20, 24 y 34 años.

El sábado por la tarde, varias llamadas alertaron a la sala del 091 de la presencia de un joven amenazando a los trabajadores de un bar con un destornillador en el cuello con la intención de que retiraran la denuncia interpuesta sobre un amigo suyo. A la llegada de los policías, otro hombre comenzó a insultar y amenazar de muerte al dueño del bar y también acabó detenido. Finalmente, se arrestó a una tercera persona por obstrucción a la justicia. Dos de los tres arrestados tienen antecedentes por un homicidio en grado de tentativa ocurrido en Son Gotleu.

Ir a la fuente
Author: Julio Bastida